IGNOMINIA ANTE LOS OJOS DEL REPRESENTANTE DEL IMPERIO

Trabajadores enfermos despedidos de GM Colmotores continúan protesta

César A. Luque F.

29/01/13

Pocos colombianos conocen que al otro lado de las instalaciones de la embajada de los Estados Unidos, de donde hacen largas filas los colombianos que buscan les den la visa para ir en pos del sueño americano, trabajadores enfermos que fueron despedidos por la General Motors Colmotores están desde hace más de 547 días mal viviendo en un cambuche, protestando así contra las medidas de la multinacional, que para lograr sus propósitos, sus representantes llegaron a usar su poder económico, pero también la falsedad en varias historias clínicas, en complicidad de funcionarios públicos, que precisamente están para defender los derechos de los trabajadores, como el Inspector del Trabajo Luis Edgar Alvarado Vásquez, sancionado disciplinariamente con un año de suspensión por haber avalado los despidos a partir de documentos falsos, quien ahora enfrenta procesos penales por esto.

Debido a la violación de sus derechos, tanto por la empresa empleadora, la transnacional GM Colmotores, como por las ARP Famisanar y Colpatria, y ante la mirada cómplice del Ministerio del Trabajo, 68 agobiados trabajadores, llenos de enfermedades constituyeron la ASOCIACIÓN DE TRABAJADORES Y EXTRABAJADORES ENFERMOS DE GENERAL MOTORS COLMOTORES (ASOTRECOL), para defenderse como uno solo, decidiendo entonces protestar por su situación, por lo que montaron un cambuche frente a la Embajada de los Estados Unidos, donde mal viven desde hace más de 547 días, de manera escalonada no solamente trabajadores, sino familiares que los acompañan en su digna y justa lucha. Sin embargo, ya tras tan largas jornadas afrontan problemas de todo orden, falta de atención médica, falta de recursos económicos para garantizar su subsistencia y la de sus familias, y por supuesto conflictos de todo orden, en los que han perdido sus casas y hasta sus familias, en general han perdido un nivel de vida digno.

Durante su protesta, tres veces, varios de ellos han decidido coserse la boca, para adelantar huelgas de hambre de 4, 25, y 14 días, hecho en que han puesto en juego su salud, buscando difusión, que no han conseguido, mientras la empresa GM Colmotores hace presencia constante en los medios, en propagandas y reportajes, a través de los cuales la muestran como una empresa que genera empleo digno, ignorando lo que hace contra sus trabajadores y ex trabajadores, de quienes sale a su antojo.

Frente a ese panorama, cualquier desprevenido pensaría que los miembros de ASOTRECOL están arropados por la solidaridad sindical que debería existir, pero esa es casi inexistente, salvo contadas excepciones, sobre todo de sindicatos pequeños, ya que organizaciones como la CGT solo les han prometido apoyo, pero cuando se lo pidieron, les dieron la espalda, como cuando Julio Roberto Gómez se ofreció a llevarles una queja a la conferencia de la OIT del 2012, la que devolvió argumentando que no se la habían recibido por estar mal redactada, argumento que nada le importó a Cleopatra Doumbia, directora del departamento de normas de la OIT, que cuando vivo a nuestro país se la recibió, para darle trámite en Ginebra.  

Estos trabajadores enfermos, fruto del injusto sistema laboral colombiano, ven todos los días como los vigilan, tanto la Policía Nacional, como los miembros de la Embajada, que agudizan su olfato investigativo cuando ven que alguna persona los visita, llegando a ubicar miembros de la representación diplomática para grabar las conversiones, y obtener fotografías, como ocurrió cuando con unos colegas fuimos a solidarizarnos, momento en que una funcionaria de la embajada se apostó estratégicamente en busca de grabar nuestras conversaciones, mientras un CAI móvil está frente a la embajada, no para protegerlos a ellos, sino a la representación diplomática que es un verdadero bunker, que contrasta con el frágil cambuche en donde pasan las noches estos verdaderos luchadores por los derechos de los trabajadores colombianos.

Hoy más que nunca, los miembros de ASOTRECOL, sin decirlo, claman solidaridad moral, pero también económica, para sostener la lucha, que debe ser la lucha de todos los colombianos. Es que la afrenta en su contra, es una afrenta contra todos los trabajadores colombianos, por eso se hace necesario denunciar la conducta de General Motors Colmotores, pero también la de algunas autoridades laborales, y personajes de reconocida trayectoria por su lucha contra el movimiento sindical, como el abogado Ricardo Pérez, representante de Colmotores, y otras grandes empresas, en las cuales siempre ha perseguido la clausura del sindicato, caso Colsubsidio, Brinks de Colombia y hasta el Banco de Bogotá, todo frente a la mirada indiferente de la gran mayoría de los colombianos, que ignoran la existencia de luchas tan dignas como esta, por falta de información, esa que tanto falta en el movimiento social colombiano, la que les sobran a las capas retardatarias del país, que a través de sus medios de comunicación imponen una realidad falsa, donde los opresores son mostrados como los salvadores, como en el caso de Pacific Rubiales, que a punta de propaganda ha lavado su imagen, aunque sus trabajadores sigan sufriendo condiciones indignas de trabajo.

NOTA: El país hoy es escenario de muchos conflictos de trabajo que llaman a que los trabajadores se unan en torno a ellos, presionando una solución, como en la empresa ETB, donde la negociación está suspendida por la posición de la empresa de discutir toda la convención colectiva; en el Cerrejón, propiedad de las multinacionales BHP Billiton, Anglo American y Xstrata – Glencore  donde los miembros de SINTRACARBON votaron en un 98% la huelga; en la empresa Emcocables donde su posición obligó a SINTRAEMCOCABLES a irse a Tribunal de Arbitramento; en el Valle y el Cauca donde los sindicatos de los corteros de caña se enfrentan a las arremetidas de los ingenios, y la muerte que sirve para intimidarlos, y así en muchas más empresas a lo largo y ancho del país.

A continuación algunas fotos que reflejan el drama de los compañeros de ASOTRECOL

¿Cuál será su aporte, o el de su organización, para la lucha de los compañeros de ASOTRECOL?

¡todo sirve!

Total Page Visits: 286 - Today Page Visits: 1

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *